Nota de Ornela Carboni y Mariela Poggi sobre el segundo encuentro del ciclo “Medios en la Argentina, ¿qué hay de nuevo, viejo”, coorganizado por el Proyecto de Investigación UNQ “El espacio público limitado” y por El Astillero libros. Los invitados del segundo encuentro fueron Claudio Martínez (El Oso Producciones, TV) y Pablo de León (Radio La Red y RadioTEA).

Nuevos soportes, nuevos medios- Parte II

Los medios en Argentina

El miércoles 21 de mayo se realizó la segunda charla del ciclo Los medios en la Argentina: ¿qué hay de nuevo, viejo?, participaron como expositores Pablo De León [1] y Claudio Martínez[2]. Bajo la temática “Radio y TV: más allá del rating”, el encuentro se basó el futuro de ambos medios a partir de los avances tecnológicos.

En la segunda charla del ciclo coorganizado por el Proyecto de Investigación UNQ “El espacio público limitado” y por El Astillero libros, De León inició la exposición al explicar que el 77% de los argentinos escucha al menos 15 minutos de radio diariamente, según datos del IBOPE[3].  Del total de los oyentes, el 65% escucha FM y el 35% restante aún prefiere la AM.  Los programas con mayor audiencia son: en FM “¿Cuál es?” (Rock&Pop), con la conducción de Mario Pergolini y “El Oro y el Moro”, de la mano de Oscar González Oro (Radio 10). Otro de los datos es, que mientras las AM son más escuchadas por la mañana, por el contrario, las FM copan la tarde.

En los últimos años se viene dando un proceso de migración de contenidos de las AM a las FM. Las radios de Frecuencia Modulada empezaron a cambiar sus programaciones habituales por programas que incluyeran información periodística ajustada a sus formatos. En este sentido, De León,  mencionó dos programas pioneros que en cierto modo rompieron con el modelo de radio en FM: el de Ari Paluch (El Exprimidor) y el de Roberto Petinato (El Show de la noticia).

En el pasado, dada la inmediatez del medio, el público frente a un hecho importante acudía a la radio para informarse. Pero la televisión empezó a copiar algunos formatos de la radio y la desplazó como fuente primera de información.

Tal como explicó De León, cuando sucede un hecho relevante y aún no llegaron las cámaras, lo que se hace es poner en pantalla la foto del periodista que está en el móvil, con el dibujo de un celular mientras este relata lo que esta ocurriendo. Hacia donde va la radio… El pasaje de lo analógico a lo digital Si bien el pasaje de lo analógico a lo digital, en nuestro país,  es un proyecto a largo plazo; la radio sufrirá el mismo proceso que la televisión con respecto al “menú a la carta”. Cada uno va a elegir, grabar y escuchar sus programas favoritos  cuando quiera.

En la actualidad, la novedad para grabar en formato digital los programas de radio online, son  los llamados podcast, consiste en la creación de archivo de audio, normalmente un MP3, que puede contener música, voz o ambas cosas. Se descarga de la Red mediante un archivo RSS[4] que permite que el usuario lo escuche en el momento que quiera, generalmente en un reproductor de MP3 o para escuchar directamente en la computadora.

Por último, De León manifestó su preocupación por lo que denominó “crisis en la radio”. Según él existe un nivel de pobreza en los productos, en los contenidos, en los conductores, en los animadores y en los locutores.  A diferencia de otras épocas, hoy en día hay una carencia de talentos y las figuras que se encuentran trabajando en el medio, lo hacen con sueldos que están sobre valuados dado que el rendimiento económico de las radios no es suficiente para pagar esos cachets. A pesar de ello, según la empresa Monitor Medios Publicitarios[5],  la publicidad en radio durante el 2007 fue de 165 millones de pesos, un 15% más que en 2006. Si se compara a este medio con el resto, se observa que de la torta publicitaria la TV obtiene el 39%, los diarios el 34%, la radio ocupa el tercer lugar con el 3,2%, seguida por Internet 2,5% y 1,2% del cine.

Continúo la charla Claudio Martínez, quien intentó contestar dos interrogantes sobre la  televisión, por un lado, quiénes son los dueños de los canales y por otro lado, quiénes hacen los contenidos. Respecto a la primera cuestión, explicó que el mercado está dominado por grandes empresas y grupos políticos, destacó la presencia de cuatro grupos: Clarín (Canal 13), Telefónica (Telefe), Vila-Manzano- De Narváez (América TV) y Ángel González (Canal 9). Según él los dueños representarían el hardware de la televisión. En relación a la segunda pregunta, explicó que el 70% de los contenidos televisivos pertenecen a productoras independientes.

Existen grandes productoras como POL-KA, Ideas del Sur, GP producciones[6], ENDEMOL Argentina, entre otras. Algunos de los dueños de las productoras terminan controlando la programación de los canales, para Martínez los contenidos constituyen el software de la televisión.

El productor expresó que las productoras independientes, surgen como una expresión de realizar sueños. Aparecieron  tras la privatización de los canales durante la década del 90´s,  a partir de allí se registró precarización laboral en el sector, tercerización del trabajo creativo y un bajo riesgo para los propietarios de los medios que prefieren poner al aire los enlatados de las productoras en lugar de producir.  Si los productos no tienen éxito son levantados del aire sin riesgo para los dueños del canal. Este fenómeno produjo el vaciamiento creativo de los canales y la poca utilización de los mismos como estudios de grabación, salvo algunas excepciones como el caso de los noticieros.

Martínez continúo su exposición con las dudas que surgen a partir de la aparición de las nuevas tecnologías, habló sobre la digitalización ligada a esta la idea del triple play[7], es decir, la posibilidad de que una misma empresa brinde servicios de telefonía, televisión abierta o por cable e Internet (banda ancha). Esto está prohibido en la actualidad por ley en Argentina.  Centró su atención en el rating y en lo perjudicial que es el minuto a minuto para los contenidos televisivos. Según él, esto homogeniza y vuelve paupérrimos  los programas, no se “contraprograma”, y funciona una especie de televisión en espejo, competitiva. Esto no favorece una televisión complementaria. En este sentido, se vuelve más conservadora y menos audaz que antes. Quiere parecerse a sí misma y trabaja permanentemente con la lógica del impacto. Respecto del cable explicó que existe una aparente diversidad que no es tal.

¿Qué es lo que se viene? 

 §         Con la televisión digital, existen mayores posibilidades técnicas, por ejemplo, almacenar programas. Mayor cantidad de canales. Mejor calidad de imágenes.

§         Mayor segmentación de la programación, nicho de canales. Aunque aún no está claro quién lo va a pagar, cuál va a ser el modelo de rendimiento económico.

§         Se preguntó si será el fin de la televisión generalista, de las grandes audiencias. Muchos creen que de a poco van desaparecer. Por último destacó que mirar televisión va ser más bien una experiencia de tipo individual. De la mano de la convergencia, se podrá ver televisión por Internet, por el teléfono móvil o se podrá recurrir a la televisión a la carta. 

Finalmente, el coordinador de los encuentros, Martín Becerra, cerró la charla al explicar que no está seguro de la desaparición de la televisión generalista, porque esta per se estimula  determinadas formas de relación y vínculo social. Citando a Dominique Wolton, Becerra señaló que la televisión constituye, entre otras cosas, un sistema de pertenencia a determinados grupos, un modo contemporáneo de relacionarse con el otro porque comparte agenda, preocupaciones y gustos, lo cual afianza el sentido de pertenencia en un contexto de disolución de identidades fuertes.   

[1] Gerente Radio La Red y Rector de Radio TEA.
[2] El Oso Producciones, TV
[3] IBOPE Argentina: empresa especializada en medición de audiencias de cobertura nacional.
[4] RSS es un formato de datos que es utilizado para redifundir contenidos a suscriptores de un sitio web. El formato permite distribuir contenido sin necesidad de un navegador, utilizando un software diseñado para leer estos contenidos RSS (agregador). A pesar de eso, es posible utilizar el mismo navegador para ver los contenidos RSS. Las últimas versiones de los principales navegadores permiten leer los RSS sin necesidad de software adicional.
[5] Monitor Medios Publicitarios S.A.: Empresa orientada a la captura y clasificación de las inversiones publicitarias de los medios nacionales.
[6] Estas productoras están dentro de la Cámara de Productoras Independientes a pesar de que están asociadas de distintos modos con los propietarios de los principales medios, lo cual habilitaría una necesaria consideración acerca de su “independencia” en la medida en que poseen vínculos societarios con licenciatarios de medios audiovisuales,

[7] Todos los servicios se sirven por un único soporte físico, que puede ser cable coaxial, fibra óptica, cable de par trenzado, red eléctrica, o bien microondas.

Anuncios